lunes, 16 de marzo de 2015

EL SOL Y LA LUPA

Tranquilidad en casa, momento de disfrutar de algo relajado...


Una lupa y un niño con ganas de experimentar con la luz...


Sorpresas que nos da el día a día, si observamos las "pequeñas grandes" cosas de nuestro mundo, podemos ver cosas maraviiiiiilosas...


Con ojos de niño, la vida se ve mejor...


Instantes de armonía y de descubrimiento, todo un lujo en la vida.

2 comentarios:

  1. buff seguro que estuvo un buen rato alucinado. Yo me acuerdo cuando con el cristal del relog hicimos un raton en el techo. Cuando el sol de la ventana proyectaba por casualidad al cristal del relog y iluminaba el techo y las paredes. Recuerdo a mi hijo divertido corriendo para coger la luz... que momentos tan inocentes. me encantan...

    ResponderEliminar
  2. nosotras haciamos esto de pequeñas con el reloj, jeje, era muy divertido! besos

    ResponderEliminar