domingo, 28 de septiembre de 2014

TAMBIÉN EN VACACIONES Y EN NUESTROS VIAJES

¿Porqué no disfrutar de la lectura, del mundo mágico de los libros en diferentes lugares? En muchos ocasiones he hablado de libros, de nuestras visitas a la biblioteca en nuestro pueblo y de lo que nos gusta en casa los ratos de lectura y libros de imágenes.

Por eso en nuestro viaje de este verano un par de mañanas (mejor dicho dos ratitos de dos mañanas) nos acercamos a la biblioteca de Soria, esa es la suerte de viajar con gente que conoce la zona y nos muestra lugares interesantes.

En una ocasión fuimos y estuvimos viendo libros sin parar, había preciosos, el lugar estaba casi que para nosotros solos, muy bien cuidado; nos atrajo mil veces más ¿por qué? pues porque era un lugar nuevo con mil y un cuentos por descubrir.

En la segunda ocasión fuimos a ver un teatrillo de una versión de Caperucita Roja, me gustó un montón y a Ernesto le encantó, todo el rato atento y riendo a más no poder, Darío tan chiquitillo se zampó todo el teatro y la mayor parte estuvo atento, jejeje todo un reto para el pequeño terremotillo de la casa.


A mi me encantan los libros, soy una devoradora, mi rato de libro cuando tengo a mis peques durmiendo junto a mí cada noche es de mis momentos especiales, por eso me alegra el corazón ver a los nanos disfrutando de los libros.


Al salir de viaje acercarnos a una biblioteca es una gran idea, al igual que visitamos museos, bosques, playas, palacios, parques... las bibliotecas nos pueden ofrecer bonitos momentos y podemos descubrir libros que nunca conoceríamos.

¿Habéis ido alguna vez a bibliotecas en vuestras vacaciones? ¿lo veis buena idea?

miércoles, 24 de septiembre de 2014

SUPERHÉROERNESTO

Imaginación al poder, Ernesto no conoce a los grandes superhéroes infantiles tipo superman, spiderman... (aunque lleva mil y una camisetas de ellos, como siempre heredadas jajaja) pero sí que en un capítulo de La casa de Mickey Mouse sale Goofy como superhéroe y le encanta, desde que lo vio va por ahí haciendo de superhéroe, más de un año...

La otra tarde encontró un antifaz de fiesta, he de reconocer que no se de donde ha salido, decidió buscar alguna capa, jajaja un peto de su hermano le sirvió, el solo lo anudó, se lo puso y de esta guisa apareció "volando" y con superpoderes en casa...


Me encanta verlo desarrollar su creatividad, su imaginación y ver su mundo mágico interior, sus historias inventadas, poco a poco tiene una grandeza de experiencias, situaciones y momentos que me sorprenden y me devuelven a la realidad, en la que mi peque Ernesto crece día a día de una forma más que veloz.

martes, 23 de septiembre de 2014

OTRO DE NUESTROS JUEGOS

De vez en cuando muestro algunos de los juguetes que llegan a casa, por reyes, Papá Noel o cumpleaños, este llegó en verano por el cumple de Ernesto, es un laberinto de canicas, ya tenemos uno en casa, el otro es de madera pero no encajan las piezas, si no se tiene mucho cuidado se desmorona el juego en un momento, aún así es super chulo; este es de plástico, se encajan sin problema las piezas y hace recorridos grandes y muy llamativos.


Al existir canicas de por medio tenemos mucho cuidado con Darío (le encanta meterse absolutamente todo a la boca, menos mal que cada vez menos), desde un primer momento es un juego que se usa en la siesta de Darío y así disfruta sin problema Ernesto, también porque a Darío aún le cuesta ver cosas montadas y no es capaz de resistirse a "destrozarlas" = jugar a su forma, jajaja cosa que Ernesto, lógicamente, no lleva muy bien.

Por eso dos motivos la mayor de las veces juega con papi mientras Darío y yo dormimos la siesta, pero cuando bajamos y está puesto el nano de la casa se interesa un montón ante tanto color y le gusta participar, poquito a poco Darío crece e intenta menos romper las cosas (que no es romper propiamente dicho, sino intentar jugar a su manera) y no se mete tantas cosas a la boca, así que cada vez es más participe de juegos como este.


Otro juego más que nos da buenos momentos en casa, nos entretiene mientras se monta, los embelesa mientras bajan las canicas y hasta se entretienen guardándolo de nuevo en la caja.

domingo, 21 de septiembre de 2014

JUGANDO CON LA PELOTA DE MAMÁ

Ernesto le llama "la pelota de cuando Darío estaba en la barriga", ese es el nombre oficial de la pelota de pilates en casa. Está en la entrada encima de un armario, en muchas ocasiones la pide y...


... a jugar de aquí para allá, se lo pasan en grande los dos, en el comedor, pelota para un lado pelota para otro.


A demás de ir tirándola y lanzándosela de un lado a otro, les gusta mucho darle manotazos e intentar votarla, que lo consiguen en bastantes ocasiones.


Se lo pasan pipa los dos con una sola pelota, correteando, gritando, riendo, compartiendo...


Esta pelota está genial porque al ser tan grande no salta por los aires y no rompe cosas, solo corremos el riesgo de que Darío se caiga de culo si le llega muy fuerte, pero solo ha ocurrido una vez y se partieron de risa los dos; si sube mucho (de alto al votarla) que ha ocurrido alguna vez simplemente le digo a Ernesto que más flojito y sin problema.
Bueno y yo a veces pienso que si hicieran un poco más el loco, que todo llegará, se pueden ir rodando con ella e ir de cabeza hacia delante, pero por suerte aún no ha ocurrido.

Así que es una gran aliada para ratos de juego dentro de casa y a demás la reutilizamos tras mi embarazo, que estaba ahí parada la pobre.

miércoles, 17 de septiembre de 2014

HERMANITO ERES UN VAQUERO

Ratos de juego libre, de estar en el comedor y en el patio a su aire, con los juguetes, como siempre, a su altura, a su disposición... cada cual en su historia, uno con un sombrero haciendo de vaquero y otro imitando lo que anteriormente había hecho el vaquero... montar en un super caballo, o mejor dicho... un super perro.


Después de estar cada uno a lo suyo Ernesto se sentó junto a su hermano, lo miró y pensó...


... "Hermanito para ser un auténtico vaquero te falta el sombrero"


Estos momentos tienen magia y son los que hacen que mi sonrisa luzca más bonita cada día, mis dos nanicos son unos tesoros que me regalan momentos que no quiero olvidar nunca.

domingo, 14 de septiembre de 2014

CON LA GUITARRA EN LA MANO

Ohhh madre mía, en borradores he encontrado esta entrada jejeje que es de hace año y medio, sería del invierno pasado no el otro, en el invierno del 2013, cuando Darío aún andaba en la barriguica, yo estaba de baja y Ernesto aún no había entrado al cole, cuánnnntos cambios en tan poco tiempo.

Jejeje Ernesto tenía dos años y medio y aún no hablaba apenas, lo recuerdo perfectamente, pero aún sin hablar mucho le encantaba canturrear a su forma y se pasaba ratos y ratos con su guitarra y dando gritos a pleno pulmón y la mayoría de veces iba gritando: abuuu, abuuuuu, yayaaaa, yayaaaa o papiiiiiii, papiiiiii, mamiiiiii, mamiiiiii jajaja lo que sabía decir bien, era super gracioso verlo en plena acción.


En esta foto tiene un pose que parece que está tocando una guitarra española, toma arte...


El detalle de debajo suyo es un muñeco "Rana" que por esa época era muy amigo suyo y lo colocaba sobre un bote de Nescuikc para la actuación, mientras Miguel y yo nos sentábamos en el sofá a ver cómo actuaba.


Madre mía veo estas fotos y le noto un cambio tremendo, aún aquí era un minichiquitín, no bebé pero aún con algunos rasgos, ahora lo veo totalmente niño, el cambio es el lógico del tiempo... he de reconocer que me da cierta nostalgia pero me gusta mucho ver cómo era y en el precioso y dulce niño en el que se convierte día a día.

miércoles, 10 de septiembre de 2014

PUERTA, PAPEL, PEGATINAS Y ROTULADORES

Algo que triunfa mucho en casa últimamente son las pegatinas, siempre le han gustado pero ahora le pirran.


Le encanta coger un folio, se lo pone en una puerta (usando las mismas pegatinas para ponerlo) y a pegar, pegar sin parar.



En esta ocasión decidió buscar tooodos los búhos y ponerlos juntitos.


Una vez que da por terminado el pegar pegatinas se anima con los rotuladores, generalmente siempre va rodeando por grupos, yo doy por hecho que viene inspirado del cole, pues seguro que ha hecho alguna que otra ficha de rodea... el gato, el triángulo, el niño que tiene el lápiz o  algo similar.

Darío ya es uno más en las actividades de Ernesto, no siempre puede hacerlas pero muchas sí y le encanta hacer lo mismo que su hermano mayor.


Pero también se entretiene a la par con lo que tiene a mano jejeje...

En un segundo se inventa algo de cosecha propia como sacar y meter los rotuladores en el bote, estuvo muy entretenido, sacaba y metía, sacaba y metía, desarrollando su motricidad y concentración, me gusta mucho ver como va evolucionando y como se integra en el día a día de la familia.


Este verano hemos tenido bastantes ratitos de pegatinas y rotuladores, seguro que en otoño más de una tarde seguimos decorando nuestras puertas (eso si, sobre folios) con más pegatinas de colores. En casa tenemos de este tipo que son del Lidl y me encantan, vienen por temáticas y son todo un éxito con Erneto, hemos tenido de dinosaurios, caballeros, piratas, coches, animales y princesas.

lunes, 8 de septiembre de 2014

RECOPILANDO FOTOS EN FAMILIA 2

Justo el lunes pasado hice la primera entrada recopilando fotos en familia, retomando una propuesta que me hice a mí misma, he estado toda la semana pasada sin ordenador y hoy vuelvo con la segunda parte de nuestras fotos en familia.

Da la casualidad que recopilando fotos en familia 1 la publiqué el día en el que comenzaba a trabajar (por cierto la primera semana ha ido muy bien, no me ha costado tanto como creía y mis nanos han estado encantados con su papi) y ahora esta segunda entrada la publico el día en el que el nano grande de la casa comienza su cole
Ayyy cómo pasa de rápido el tiempo, es su segundo año en infantil, espero que lleve una mañana buena y que poquito a poco se vuelva a adaptar a las rutinas del cole y las mañanas sin papis ni hermanico, se que le costará, que notará nuestra ausencia y que nos echará de menos, tanto como nosotros a él, pero deseo que disfrute con sus compis, con sus seños y de pasitos de gigante en sus ratitos sin nosotros.

Las fotos de los cuatro juntitos después de las vacaciones de navidad son ya del comienzo del 2014, nos fuimos con unos amigos a una feria medieval a Orihuela y aprovechamos la ocasión para que nos hicieran una fotico juntos.


En el monte de Murcia, en el Santuario de la Fuensanta, pasamos una mañanica juntos de paseo antes de ir a comer con antiguos compañeros de la universidad.


Ohhhh buscando fotos de los cuatro encontré esta junto a unos almendros en flor y me dí cuenta que no había escrito entrada de nuestra visita a los almendros en flor con nuestro nano Darío ya fuera de la pancita, pues si que he publicado dos anteriores, aquí y aquí. Tarea pendiente es escribirla jejeje.


Los dos nanos canguros en una rutita super chula y más acompañados de buenos amigos. Un plan de diez para cualquier fin de semana.


También este invierno pasado nos escapamos con otros amigos a que los peques conocieran la nieve, nos fuimos a Güejar Sierra y subimos a Sierra Nevada (jajaja otra entrada pendiente ¿la escribiré?) Ernesto disfrutó de lo lindo, aún habla de la casa rural, de la casa de la nieve y del trineo, así que creo a ciencia cierta que el próximo año repetimos experiencia.


Como cada año el día del Bando de la Huerta la familia al completo vestidos de huertanos, de hecho el inicio de Fotos en familia surgió en un día del Bando de la huerta.


A demás de vestirnos para ir a Murcia (la foto anterior) a pasar el día con amigos, también nos vestimos otro día para ir a una fiesta en el cole del nano, aproveché y me vestí de chica ya que nunca lo hago por lo incómodo del traje, pero me hacía ilusión y esta fue la ocasión perfecta.


Unos vecinos jejeje de Madrid se quedaron sorprendidos al vernos salir de casa de esta guisa y nos hicieron las foticos.


Una mañana de escapada a Cartagena, Ernesto no fue al cole y nosotros aprovechamos a hacer papeleo y turismo a la vez.


Y si llegamos a mayo... cumpleaños y más cumpleaños, se abre la veda en casa, comenzamos con el cumple del papi, lo celebramos con unos amigos que vinieron y nos hizo un día genial para comer en el patio, la tarta no podía faltar.


El primer cumple de Darío, ayyyyy pero qué rápido llegó, su primer año se esfumó en un suspiro, pero bien aprovechado y disfrutado eso sí, se lo celebramos al día siguiente que papi podía estar en casa y vinieron unos cuantos amiguillos.


Después llegó en junio el cumple de Ernesto, este como ya nos pilla más en veranico, como siempre lo celebramos en la playica y todos disfrutamos de lo lindo, él el que más jajaja y le encantó la tarta de chocolate con lacasitos que le hizo una amiga, fue todo un acierto, una mezcla explosiva para él: chocolate, lacasitos y Mickey en vela, su cara de felicidad e ilusión lo dice todo.


Otro año más nos animamos a hacer la marcha de Aidemar y ahí estuvimos toda la familia al completo, hasta se unieron los abuelos.


Las últimas que pongo en esta entrada, pues aún quedan unas poquillas de una escapada de verano (las dejo para otra) nos la hizo un amigo en una grannn noche de luna llena, qué bonita estaba.


Ohhh cómo me gusta el verano, las noches de paseo, sin prisas por dormir y despertar al día siguiente, risas, helados, parques y amigos...


Me ha encantado hacer esta entrada y la anterior, recordar tantos momentos bonicos juntos, ayyy mira que llevo una semana trabajando y me encanta pero también hecho de menos a mis tres hombres, menos mal que las tardes y los findes son todo nuestros.