jueves, 14 de noviembre de 2013

A VECES

A veces me siento una marciana que rema contracorriente, ainss qué difícil se hace el no actuar como la mayoría o no hacer las cosas como "siempre se han hecho". Y más si es en cuestión de crianza con nuestros nanos. Esta entrada es para mí, para deshogarme y soltar un poquillo el enfado que llevo.

Jope, es que si la gente quiere hacer las cosas a su modo o las hizo en su momento a su manera, porqué tiene que pretender que yo lo haga como ellos, que mis hijos se eduquen con castigos, con palos en el culo, en la boca, en las manos, con amenazas, chantajes, miedos, premios, gritos, malas caras y miradas que asesinan... NOOO no quiero que mis hijos me vean así, yo no quiero educar así, quiero niños libres, que se eduquen con cariño, sin chantajes emocionales, sin una moral estúpida de los buenos modales, pues ¿qué niño no tiene rabietas? ¿qué niño no deja cosas sin recoger? ¿qué niño si se enfada no tira cosas, grita o saca lo peor de sí? pues yo creo que todos y no porque le castigue o en pleno enfado le de una clase magistral de buenos modales, mi hijo va a ser mejor, nooo yo creo que tiene que sacar su enfado, gritarlo y llorarlo ayudado con abrazos y cariño, no con malas caras y gritos.

Me cansa el que no me comprendan y más si son personas que me importan, me sienta fatal que le impongan normas (para mí absurdas, tipo si no te terminas el plato no puedes bajar de la mesa) o tienes que recoger si o si, ufff no no seamos más cabezones nosotros los adultos que nuestros pequeños, bajémonos medio metro o más y pongámonos a su altura, a sus deseos, miremos con sus ojillos dulces... y veremos el mundo de otra manera.

A veces aunque no sea con palabras, que otras muchas sí (jaja río por no llorar) notas que desaprueban totalmente el que no cojas a tu hijo y le pegues un cachete en el culo o que no lo castigues... si te agachas y hablas con él, casi que se escandalizan. Y esas miradas cansan y cansan muuucho casi que más que algunas palabras.

Pero en fin, aquí acaba mi desahogo personal y menos mal que mis nanos tienen un super papi que me ayuda en los momentos que hacen falta y que piensa que nuestros nanos lo único que se merecen es empatía y muucho cariño además de muuuchísima paciencia jejejeje.


5 comentarios:

  1. Aix nena, pues sí. No hacer las cosas como la mayoría puede ser muy complicado...Sólo puedo darte muchos ánimos, lo estáis haciendo genial. A las opiniones de los demás, que las zurzan!
    Muas!

    ResponderEliminar
  2. Es muy dificil a veces educar en contra de lo socialmente correcto! Pero creo que cuanto mas y cuantas mas lo hagamos d dicha menera y defendamos nuestros motivos más aceptado se volverá nuestro modo de hacer. Ánimo

    ResponderEliminar
  3. Ay como te entiendo, desahógate y coge aire que lo necesitamos muy a menudo!!!! Es muy duro ir contracorriente, yo me siento muy sola en ese aspecto. Mucho animo y que las opiniones y miradas de los demas no te afecten, piensa en tus pequeños y que ellos se merecen todo ese amor y respeto que les das.

    ResponderEliminar
  4. Solo tienes que estar de acuerdo con el papa de tus peques, y al resto ni caso. Cada uno en nuestra casa, en nuestra familia... decidimos como actuar... No te agobies, que lo estas haciendo estupendamente...

    ResponderEliminar
  5. Creo que el verdadero problema es que a veces son personas queridas y eso es lo que nos duele verdad??? sabes que te entiendo perfectamente. Si fuesen otros igual no nos afectaba tanto, verdad? pero bueno. Lo importante es que estás segura con lo que haces, que el papi está de acuerdo y que el día a día con tus peques estás viendo la recompensa. Da igual una rabieta, da igual unos pocos minutos de rabia... lo importante es lo de dentro, y eso lo estáis haciendo genial.
    A ser fuertes!!!!!!!! :-D

    ResponderEliminar