domingo, 4 de marzo de 2012

POLIDEPORTIVO DE PAPÁ

Por las tardes Miguel tiene clases con sus chicos en un polideportivo, en el pueblo de al lado, a unos 10 minutos de casa.

Esas tardes Ernesto y yo hacemos mil cosas, jugar en casa, salir de paseo, ir al parque, a la biblio... vamos nuestro día a día, pero hace ya un mes pensamos que estaría bien aprovechar e ir al polideportivo "de papá" y pasar allí la tarde, lo pensamos sobre todo los días aquellos de tanto frío. Así que desde entonces cada dos semanicas estamos llendo una tarde y mi nanuco se lo pasa genial.

En la entrada ya se entretiene un gran rato con las vallas que se mueven y giran.


De camino hasta llegar al pabellón donde entrena papá hay unos cuantos entretenimientos, pero su lugar preferido es un mini parque que hay con un tren, un tobogán, columpios y ¡un coche! al que se le mueve el volante y es lo más para Ernesto, se pasa ahí  un montón de tiempo, se sube, se baja, te dice que le acompañes al lado... jeje me encanta verle disfrutar así.


Y por último antes de llegar al pabellón están las pistas de tenis y de padel así que se pone de espectador un ratito y si se escapa por arriba alguna pelota... pues sale corriendo a por ella, más gracioso que nada.


Y por fin llegamos al pabellón, este día estaban entrenando al otro lado, donde no están las gradas, así que no pudo verlos desde ahí, pero se entretuvo con los sillones de colores.

Ernesto se las apaña genial para sentarse, bien sea utilizando las escaleras...


o subiendo por delante...


pero vamos, que lo consigue como sea y llega al mismo sitio, a sentarse y estar así de agustico.


Cuando se cansó de jugar con los asientos se lanzó para la pista, la tenía entera para él, la de este lado, pero sin luz y la del otro lado la mitad. Disfrutó como el que más, correteando de acá para allá.


Ese día tocaba baloncesto y aprovechó que habían unos tantos balones de sobra para jugar, cogía el balón, se lo llevaba para un lado, lo tiraba, lo volvía a coger...




Aún cuando se le puso difícil la cosa, él solito se las apañó.


Hasta intentó botarla, algo un tanto difícil para él, jejeje pero él lo intentaba, la cogía la soltaba y se le escapaba, y te miraba con cara de... ¿y porqué se va y no le puedo volver a dar yo?


Hasta se animó a recoger, cuando llegó la hora de irnos, no llegaba pero la intención es lo que cuenta.


Estas tardes en el polideportivo son geniales, se lo pasa muy bien, y yo también claro, disfruta un montón y encima vemos a papi como entrena con sus chicos, está genial poder disfrutar también de estos momentos juntos.

10 comentarios:

  1. Me parecen unas tardes geniales, con un montón de actividades y ejercicio físico.
    Espero que las sigáis disfrutando.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues lo mismo espero Maribel, que sigamos disfrutando, jeje, besazos.

      Eliminar
  2. Ernesto apunta maneras!!! que divertido!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja está hecho todo un jugador, le encantan los balones como a tu nanica!

      Eliminar
  3. QUé tardes más entretenidas, me encantan!! Y en los pabellones qué bien se lo pasan, verdad? Acher cuando era como Ernesto venía a veces conmigo a la clase de un compañero en el pabellón y se lo pasaba genial con todos los materiales. Feliz semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Inma, pues la verdad es que los pabellones tienen de todo para nuestros nanicos y allí se lo pasan de maravilla, jeje Acher me lo imagino disfrutándo al máximo, besitos y también feliz semanica.

      Eliminar
  4. Parece que se lo pasa genial... en el largo recorrido hasta la sala, con los columpios y las pistas de tenis... y en la pista, menudo jugador de baloncesto mas guapo tienes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mari está encantado de la vida en el recorrido y dentro, jeje es lo que tiene el disfrutar de todo, besazos playeros

      Eliminar
  5. Que tardes más geniales! y es que hay que aprovechar estas opotunidades, mi peque a veces va a la piscina del gimnasio municipal con papá y le encanta estar por alli jeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que disfrutan en estos lugares un montón y sí que hay que aprovechar, besitos

      Eliminar